Deportes

La escalofriante patada en el Federal A que sacó en camilla a un futbolista: el club reclamó porque el agresor sólo recibió una amarilla

Cada fecha que pasa en el fútbol argentino existen polémicas alrededor de fallos arbitrales en cada una de las categorías. Sin embargo, el Federal A vio un caso que resalta de los demás por la gravedad de la situación y el accionar del árbitro presente en el empate 0-0 entre Independiente de Chivilcoy frente a Ferro Carril Oeste de General Pico. Un defensor de los locales cortó un contraataque con una feroz patada y la máxima autoridad del partido decidió castigar con una simple amarilla.

“Polémicas no tan polémicas en Chivilcoy. A Ferro le anularon un gol que debió ser completamente válido y que pudo representar el 1-0. Además, no le cobraron tres penales claros que pudieron cambiar el rumbo del partido”, denunció la cuenta oficial de la visita. Entre la evidencia presentada, aparece el escalofriante cruce de Leonardo Cisneros sobre Lautaro Ibarra: fue semejante la potencia del golpe que el mismo zaguero terminó rengueando mientras su oponente quedó en el suelo sufriendo de dolor.

El cuadro de General Pico continuó con su descargo en las redes sociales: “Pero la historia no termina ahí. A Lautaro Ibarra le dieron una patada escandalosa, con mala intención y sin querer disputar el balón. El futbolista ferrocarrilero debió ser trasladado al hospital donde le están realizando estudios. A la salida del estadio, la policía liberó la zona y el plantel y la delegación quedaron expuestos al maltrato de los hinchas locales”. El árbitro Enzo Silvestre simplemente amonestó al jugador de Independiente.

Rápidamente ingresaron a antender al futbolista de Ferro Carril Oeste, que no pudo continuar en el partido. Otro de los videos que publicó el perfil del club fue cuando la ambulancia del SAME se metió al campo de juego para trasladas a Lautaro al hospital más cercano donde le hicieron los estudios correspondientes. Todavía no hay parte médico oficial para conocer el estado de Ibarra luego de la patada.

Sumado al reclamo por la infracción, el cuadro de La Pampa también se quejó por un gol mal anulado a Laureano Cabral. El delantero empujó la pelota totalmente habilitado por el último defensor de Independiente de Chivilcoy pero Silvestre anuló la acción a instancias del asistente Maximiliano Moya. Además, la visita agregó que no se le cobraron tres penales y abrió una nueva página en los dudosos arbitrajes que suelen suceder en las categorías más bajas del fútbol argentino.

SEGUIR LEYENDO:

Preocupación en Defensa y Justicia: una de sus promesas sufrió un neumotórax y debió ser internado

El acierto en los penales y la expulsión a Rojo que debió advertir el VAR: las polémicas en Boca Juniors-Central Córdoba

Llegó a las inferiores de River Plate por una casualidad a los 19 años, emigró al fútbol universitario de EE.UU. y hoy es furor en TikTok

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba