Deportes

El boletín de Argentina campeón de La Finalissima: la figura excluyente de Di María, la jerarquía de Messi y el oportunismo de Lautaro Martínez, lo más destacado

*Las imágenes más destacadas del título que logró La Scaloneta en el Reino Unido

El seleccionado argentino superó a Italia por 3 a 0 tras una gran exhibición de fútbol y se consagró campeón de la Finalissima en el mítico estadio Wembley de Londres. Lautaro Martínez, tras la asistencia de un gigante Lionel Messi, Ángel Di María y Paulo Dybala marcaron los goles del campeón de América, que levantó un nuevo trofeo a menos de seis meses del Mundial de Qatar 2022. Así fue el boletín de los protagonistas

Emiliano Martínez (7): Le llegaron poco, pero demostró que es una garantía en el arco argentino. Sus intervenciones fueron claves para trasladar tranquilidad en el momento que más presionó Italia.

Nahuel Molina (6): Fue de mayor a menor. Le faltó presencia en territorio rival y le costó la marca cuando se proyectaba Emerson.

Cristian Romero (7): El Cuti volvió a demostrar por qué es uno de los mariscales de la zaga central. Tuvo una salvada espectacular cuando el encuentro estaba igualado. Si no hubiera aparecido, probablemente el buscapié que envió Federico Bernardeschi hubiese generado un problema grave.

Cristian Romero y German Pezzella celebran la obtención de la Finalissima. Foto: REUTERS/Andrew Couldridge
Cristian Romero y German Pezzella celebran la obtención de la Finalissima. Foto: REUTERS/Andrew Couldridge (ANDREW COULDRIDGE/)

Nicolás Otamendi (7): El socio ideal del Cuti Romero. Se mostró tiempista en los cierres hacia las bandas y ganó con autoridad en la vía aérea.

Nicolás Tagliafico (5): Le faltó solidez en el aspecto defensivo y claridad en la salida por la izquierda. Una desconcentración suya estuvo cerca de permitirle a Italia ponerse en ventaja en el primer tiempo.

Rodrigo de Paul (6): De gran primer tiempo, en el complemento se mostró algo impreciso. De todos modos, volvió a demostrar por qué es uno de los dueños del mediocampo. Su merma física llevó a que su lugar lo ocupara Exequiel Palacios.

Guido Rodríguez (6): Un soldado en la recuperación defensiva. Atento a los relevos le dio el equilibrio que necesita La Scaloneta. También se mostró como una salida limpia desde el fondo.

El Fideo fue la gran figura de la jornada. Foto: REUTERS/Peter Cziborra
El Fideo fue la gran figura de la jornada. Foto: REUTERS/Peter Cziborra (PETER CZIBORRA/)

Ángel Di María (10): Figura destacada de la noche británica. El Fideo fue una pesadilla para la defensa italiana. Tuvo su premio con un golazo, pero pudo haber convertido dos más.

Lionel Messi (9): Volvió a demostrar que sigue en vigencia su mote de mejor jugador del mundo. Comprometido al 100% fue el enlace perfecto para gestar los goles argentinos. Su obra le permitió a la Selección abrir el marcador y también participó en el comienzo del segundo. Buscó su tanto, pero Donnarumma lo evitó con atajadas impresionantes. Además, se bancó el roce físico de sus marcas.

Lionel Messi y el cariño de sus compañeros en los festejos. Foto: REUTERS/Peter Cziborra
Lionel Messi y el cariño de sus compañeros en los festejos. Foto: REUTERS/Peter Cziborra (PETER CZIBORRA/)

Giovani Lo Celso (7): Otro de los destacados de la mitad de la cancha. Una combinación de talento y sacrificio. Cuando pisó el área rival estuvo cerca de marcar su gol, pero su definición pegó en el lado externo de la red.

Lautaro Martínez (8): Goleador y asistidor. El Toro se comió a los experimentados centrales italianos y brilló con otra gran producción. Es el máximo artillero del equipo con 20 gritos.

El Toro celebra su gol, seguido de Rodrigo De Paul. Foto: REUTERS/Peter Cziborra
El Toro celebra su gol, seguido de Rodrigo De Paul. Foto: REUTERS/Peter Cziborra (PETER CZIBORRA/)

Exequiel Palacios (6): ingresó por Rodrigo De Paul para mantener la intensidad que necesitaba el equipo en la mitad de la cancha. No desentonó con su producción y le dio aire al campeón intercontinental.

Germán Pezzella (-): Ingresó por el Cuti Romero, quien sufrió una dolencia muscular. Jugó poco, pero se afianzó en la zaga central.

Julián Álvarez (-): Su ingreso fue para que Lautaro Martínez tenga el reconocimiento de la gente y le pierda el miedo a jugar contra las potencias de Europa. Intervino poco y no pudo destacarse.

Paulo Dybala (-): Llamó la atención cuando la organización lo incluyó entre los titulares. Sólo jugó el tiempo de descuento. Y transformó la victoria en goleada con una gran definición. Probablemente tenga más minutos frente a Estonia.

El cordobés ingresó y festejó con el 3 a 0. Foto: REUTERS/Andrew Couldridge
El cordobés ingresó y festejó con el 3 a 0. Foto: REUTERS/Andrew Couldridge (ANDREW COULDRIDGE/)

Nicolás González (-): Fue otro de los que entró en el final. Ocupó el lugar de Di María, pero le faltó tiempo para adaptarse. Una alternativa que buscará más minutos en el próximo compromiso.

Lionel Scaloni (10): El estratega planteó un partido perfecto. El equipo salió con una actitud agresiva desde el minuto cero. Si bien Italia tuvo sus ocasiones, Argentina supo golpear en el momento justo y cosechó un nuevo hito, dado que la Albiceleste nunca había ganado en Wembley. La Scaloneta se consagró en territorio brasileño y británico.

SEGUIR LEYENDO

Argentina le ganó la Finalissima a Italia en el mítico estadio de Wembley

El emotivo homenaje a Diego Maradona en la Finalissima entre Argentina e Italia en Wembley

Multitudinario banderazo argentino en Londres antes de la Finalissima: del recuerdo constante de Maradona, a la venta de vino y choripanes

¿Dybala titular? El blooper en la previa de la Finalissima entre Argentina e Italia en Wembley

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba